Archive | febrero 2010

EL HUMANITO EN SÁBATO. EL MILAGRO DE ESTAR.

(Ernesto Sábato. España en los diarios de mi vejez. Ed. Seix Barral. Barcelona 2004. Pág. 139).

“La experiencia, tanto de logros como de fracasos, nos deja lo más simple y radical de la vida: la experiencia de lo contingente. De lo vulnerable que es la vida. La fragilidad.

Eso que los antiguos llamaban la experiencia de la finitud: el saber que se vive pero podría haberse no vivido.

Y es en esa fragilidad, en ese descubrimiento de la vulnerabilidad de la vida, es allí como uno se reconcilia con ella.”

Suscribimos todo, y nos preguntamos acerca de la última parte de la idea: ¿Cómo nos reconciliamos con la vida, al descubrir su vulnerabilidad?

Nuestra respuesta es el milagro. Ya que, si podríamos no estar y estamos, el hecho de estar es un milagro. El milagro de vivir donde podríamos no vivir. Estar esta mañana escribiendo en el bar es maravilloso.

PREJUICIOS EN LA VIDA ERÓTICA

El sentir común en la experiencia femenina del amor, de interiorizar excesivamente a su amante; provendría de un prejuicio intimista de su cuerpo, por la valoración del obstáculo epistemológico de lo interior.
En realidad no hay interior. El psiquismo está forjado en la superficie del símbolo, y el cuerpo de nuestra anatomía no es una excepción. El cuerpo es nuestro destino, como decía Freud, pero no nuestro dueño.
Por el lado complementario del varón, su sentir común del cazador que toma la presa y la deja para tomar la siguiente, asimismo, estaría basado en el mismo prejuicio invertido, el de que todo es superficie.
Psicología de la vida cotidiana. Formato e.book. Libro de próxima aparición:
“Amor y Temblor, Psicoanálisis de la vida erótica”.

LO QUE DA LA TELE

La síntesis de la programación de la televisión, me parece atravesada por un eje general , que es  dar al espectador imágenes sin contexto. La falta de contextualización de las imágenes y de las ideas es un equivalente de la locura, ya que esta es justamente una falla en las relaciones entre los elementos de la realidad. O, en el plano de la transmisión del conocimiento,  equivale también a una sugerencia sub liminal de ignorancia.

Imágenes sin contexto = locura = orden de ignorar.